El abuso policial, tus derechos y recomendaciones

La inseguridad ciudadana es un tema que preocupa a todos nosotros. Es de vital importancia tomar una conducta de seguridad preventiva en la ciudad y conocer nuestras obligaciones y nuestros derechos. Por ello a continuación te brindamos 7 de tus derechos y algunas recomendaciones, si usted se encuentra conduciendo su vehículo y es detenido por la policía y recuerda que jamas debemos permitir la clase de atropellos.

Uno: No estás obligado a descender del auto y el agente no puede exigirte que lo hagas, si tu infracción no es grave. Recuerda TU AUTO es una extensión de TU CASA por lo que no pueden detenerte o forzarte a salir sin la orden de un Juez.

Dos: Como mexicano tienes el derecho de transitar libremente en territorio nacional, es decir, que ningún policía o agente de tránsito puede solicitarte información personal como tu nombre, edad o dirección.

Tres: Al transitar en carretera y ser detenido por un policía, es muy común que te cuestione tu lugar de origen o hacia donde te diriges. Este cuestionamiento no tiene la más mínima razón de ser y evidentemente no tiene un motivo fundado para ser contestado.

Cuatro: Normalmente para amedrentar o intimidar, un policía busca hacerte cualquier pregunta cómo sí estas tomado, drogado o en posesión de armas de fuego. Bien dice el dicho “él que nada debe nada teme”, sólo basta con negarlo tranquilamente.

Cinco: Al preguntarte cuál es tu oficio o profesión. No sólo es una muestra de invasión a la privacidad, sino que no tienes la obligación de responderla. Sin embargo, en la mayoría de los casos es utilizada por los policías para intimidar o ponerte en una situación de estrés.

Seis: Si los oficiales quieren revisar tu cajuela. Preguntar que traes en la cajuela, es una trampa y tiene una doble intensión; hacer que te bajes del coche y seas revisado y revisar lo que guardes en tu cajuela. Esta no sólo es una pregunta que debes evitar y acatar, ya que nadie puede invadir tu coche si no lo permites.

Siete: Un policía no tiene el mínimo derecho de hacer preguntas personales como estado civil, tu preferencia sexual y en caso de las mujeres, su situación sentimental. ¿Tiene novio señorita?, es la clásica frase que usan aquellos policías que piensan que están ligando y no resguardando la seguridad. Recuerda, tienes el derecho de no contestar esas preguntas incómodas.

Te dejamos algunas recomendaciones adicionales para preservar tu seguridad.

uno: En caso de ser un auto patrullero de inmediato recomendamos anotar el número de registro del vehículo pintado en el mismo

Dos: Poner seguro en todas las puertas del vehículo. Abrir única y parcialmente la ventana del conductor para que se pueda entregar los documentos del vehículo y la licencia de conducir en caso de ser requerido por el policía.

Tres: ANTES DE ENTREGAR NADA, EXIGIR LA IDENTIFICACIÓN DEL POLICÍA, que en general debe llevar en el pecho de modo visible, y ANOTARLA, así como la hora de la detención. Usted debe exigir al supuesto policía sus documentos. No se deje intimidar; manténgase firme, sin ser atrevido o descortés.

Cuatro: POR NINGUNA CIRCUNSTANCIA SE BAJE DEL VEHÍCULO NI ABRA LA PUERTA AL POLICÍA.

Cinco: Si el policía manifiesta que el vehículo tiene orden de captura, indicarle que el vehículo deberá ser llevado a la comisaría más cercana, pero manejado por el propietario. Nunca, POR NINGÚN MOTIVO, entregue el vehículo a la policía.

Seis: Usted NO debe permitir NUNCA la revisión del vehículo (abrir la maletera u otro acto similar). Tampoco debe, NUNCA, entregar las llaves del mismo para que pueda ser revisada la maletera u otra parte de su auto. Para poder hacer esta revisión, indispensablemente, la policía deberá presentarle a usted previamente una Orden de Cateo emitida por el Juez. Su automóvil es una PROPIEDAD PRIVADA, igual que SU CASA; nadie tiene derecho a invadirla, revisarla o atropellarla. (Por ejemplo, si usted permite que revisen su maletero, un mal policía -que alguno quizás exista- podría fácilmente “sembrarle” drogas, armas u otros elementos).

Siete: Al llegar a la Comisaría bajarse del vehículo y cerrarlo. NO entregar las llaves a la policía en modo alguno, aunque se lo pidan o “exijan”. Solicitar firmemente al comisario LA PRESENCIA DE UN FISCAL.

Ocho: Si usted no tiene teléfono celular, solicite el uso de la línea telefónica para llamar a sus familiares. Esto DEBE ser cumplido por la policía. Si a usted lo detienen llame por celular de inmediato a dos o más familiares, dé el número del policía que debe tener en su uniforme y describa el hecho.